Estrategia de Martingala

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    Broker honesto!

Estrategia denominada Martingala

Sí eres un operador habitual probablemente estés buscando algunos sistemas para darle rentabilidad a tu dinero y lo más importante, para tratar de minimizar todo lo posible el riesgo de pérdidas.

Tener un plan de inversión es fundamental, y éste debe adaptarse a nuestras necesidades y objetivos, ya que así es cómo conseguiremos los resultados que deseamos.

Hay muchas estrategias disponibles que puedes tener en cuenta para negociar con los activos subyacentes y conseguir mejores rendimientos, y a continuación vamos a hablarte de una en particular, de la estrategia de Martingala.

Glosario del contenido del artículo:

Las operaciones binarias son conocidas como opciones de todo o nada, pues el objetivo no es otro que el de predecir la tendencia de los precios apostando al alza (CALL) o a la baja (PUT), es decir, que tendrás dos opciones a elegir.

Y con ello dos posibilidades, o acertar o fallar.

Y precisamente teniendo en cuenta esto la estrategia de Martingala nos viene a la perfección para comerciar con opciones binarias. A continuación verás por qué estoy diciéndote esto.

¿Qué es la Martingala?

Martingala es un sistema que ya se utilizaba en los casinos, sobre todo en la ruleta, para jugar con las probabilidades.

Como ya se sabe en los juegos de azar no podemos saber a ciencia cierta qué es lo que ocurrirá y por tanto no podemos apostar con la certeza de que tendremos éxito ya que los resultados suelen ser cuestión de suerte.

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    Broker honesto!

Sin embargo, y teniendo en cuenta las probabilidades sí que podemos hacernos una idea estimada y plantearnos un sistema de predicciones que pueda ayudarnos.

El sistema de Martingala fue creado por unos matemáticos en 1654 a petición de un aficionado al juego.

El caso es que éste buscaba un sistema para tener más opciones de ganar en los juegos de doble o nada y así es cómo llegó el sistema Martingala basado en probabilidades.

Cómo decíamos, en el trading con opciones todo se reduce a dos opciones, CALL o PUT, y por tanto teniendo en cuenta que es lo más parecido a un juego de azar este sistema nos puede ser realmente útil.

Aunque en cualquier caso, siempre recomiendo que se realicen análisis antes de ejecutar las ordenes en el mercado, ya que las inversiones tampoco son un juego.

En este sistema se plantea la probabilidad de que algo ocurra y las progresiones necesarias para llegar hasta icho resultado. Para desarrollar el Martingala lo primero que se hizo fue plantearse las probabilidades del juego partiendo del resultado final.

Y así es como surgió el concepto que definimos hoy como Martingala.

¿Cómo funciona la Martingala?

El sistema de la Martingala está diseñado para aumentar las probabilidades de obtener pequeñas ganancias, aumentando al mismo tiempo las posibilidades de perder cantidades más grandes de dinero.

Este sistema es de progresión y el objetivo es doblar la apuesta cada vez que se pierda, ya que en el momento de ganar se podrán recuperar todas las pérdidas acumuladas y a la vez disfrutar de los beneficios que esperábamos obtener en un principio.

Precisamente surgió para los juegos de doble o nada porque en el caso de la ruleta, por ejemplo, el jugador – dentro de las diversas opciones de apuestas- tiene la posibilidad de apostar sus fichas al rojo o al negro.

Por tanto, tiene dos opciones para elegir, con su correspondiente posibilidad de acertar y ganar o de fallar e incurrir en pérdidas.

Pues al igual que para los juegos de azar el sistema de Martingala ahora puede utilizarse también para el comercio con opciones binarias. Se ha tenido en cuenta que al tratarse de opciones de todo o nada también se puede plantear este sistema con los mismos resultados.

Esta estrategia está planteada para funcionar como complementaria a otras, es decir, que tendremos que tener una estrategia principal y combinarla con la Martingala.

La estrategia principal tendrá que ayudarnos a determinar el momento más adecuado para entrar al mercado, y proporcionarnos información sobre qué operaciones nos conviene más realizar.

Una vez tengamos claro cómo queremos actuar en el mercado la estrategia de Martingala nos ayudará con el tema de las probabilidades.

El planteamiento es muy simple, y es el siguiente: cada vez que se realice una operación y fallemos, entonces la próxima operación deberá de ser hacia la misma tendencia pero duplicando la cantidad a invertir más dos (doble + 2).

Cómo utilizar el sistema de Martingala

Para utilizar la estrategia de Martingala tenemos dos formas; la primera como ya hemos adelantado es duplicar la inversión cada vez que fallemos. Se trata de un sistema simple, pero bastante eficaz la verdad.

Y por otro lado, también podemos buscar apoyo en los gráficos, concretamente a través de las velas japonesas. Éstas nos pueden ayudar a saber cuál es el mejor momento para invertir y servirnos para determinar cuántas veces hay que apostar para recuperar el dinero invertido.

Hay a quienes les gusta tener controlada la situación y analizar los gráficos ayuda mucho.

Por supuesto, cómo en este sistema se trata de duplicar la cantidad a invertir es importante empezar con la cantidad mínima requerida, así podremos ir subiendo el monto poco a poco.

En cuanto a las probabilidades de éxito de este sistema, prácticamente se puede decir que son del 100% ya que en algún momento acertarás y recuperarás el dinero. Aunque es importante que tengas capital suficiente para respaldar tus operaciones y no dejar el sistema a medias.

Ejemplo práctico de este sistema

Si operamos con $10 en una opción de compra (CALL) tendremos el 50% de probabilidades tanto de ganar como de perder. En el caso de que el precio del activo subyacente protagonice una caída tendremos que aumentar la apuesta el doble y dos dólares extra, es decir, $22.

Quizás no parezca lógico realizar una apuesta igual y con una cantidad mayor a la invertida inicialmente por una tendencia que acaba de provocarnos pérdidas.

Sin embargo, al repetir la operación ya estaremos reduciendo las pérdidas a un 25%.

Sí volvemos a fallar tendremos que hacer lo mismo, apostar $46 por una subida, con lo que además volveremos a minimizar el riesgo a un 13% aproximadamente.

Y así sucesivamente, cada que vez que fallemos continuaremos con este sistema, y es muy importante llegar hasta el final ya que sí lo dejamos sin más no tendremos oportunidad de recuperar el dinero perdido.

Si somos capaces de arriesgar y llegar hasta el final con nuestras operaciones, llegará un momento donde al vencimiento la operación nos traiga beneficios y además, ésta nos proporcionará lo suficiente como para recuperaremos de las pérdidas acumuladas.

Martingala ¿Qué es eso? ¿Es bueno o malo?

Este artículo tienes que leértelo entero. No te puedes permitir el lujo de no tener este tema clarísimo. Va en serio:

Martingala es una forma de apostar, y en todo el mundo menos en España se conoce como Martingale.

Se utiliza también, aparte de en el trading, en las apuestas deportivas y casinos.

Consiste en apostar que, si bien es fácil que me equivoque en una apuesta (a cara o cruz, por ejemplo), es muy difícil que me equivoque muchas veces seguidas.

Dame un minuto y te lo aplico al trading, que esto que te voy a contar es muy (¿he dicho muy?) importante:

Vamos a pensar en cara o cruz, que es más fácil que pensar en precios que suben y bajan (aunque ahí está la relación con el trading):

Es algo perfectamente normal. La probabilidad de ganar era del 50%.

Sin embargo, imagina esto otro:

  • Yo apuesto por cruz. Y pierdo.
  • Vuelvo a apostar por cruz. Vuelvo a perder.
  • Y vuelvo a apostar por cruz. Y vuelvo a perder otra vez.
  • Y así, veinte veces más. Y pierdo veinte veces seguidas.

Si la moneda no está trucada, es prácticamente imposible que eso suceda.

Bueno, pues si yo invento un sistema que me da dinero apostando a que no me voy a equivocar muchísimas veces seguidas, entonces puedo ganar dinero. Esto es un sistema Martingale.

¿ Cómo hacemos ese sistema Martingale ?

Te apuesto 1€. Si gano me lo llevo. Si pierdo lo pierdo.

Y pierdo. (Normal: Había un 50% de probabilidades de que sucediera).

Ahora te apuesto 3€ (El doble que antes +1€). Si gano me los llevo. Si pierdo los pierdo.

Y vuelvo a perder. (Sigue siendo normal). Voy en -4€.

Te apuesto 7€ (El doble que antes +1€).

Vuelvo a perder (Esto ya es más raro que que pase, pero bueno). Voy en -11€.

Te apuesto 15€ (el doble que antes +1€)

Y gano. Me quedo con +15€. Contando el -11€ acumulado de antes = 4€.

Es decir, cada vez que aposté contigo, en realidad estaba ganando 1€.

¿Esto funciona ?

Ya lo has visto. Funciona. Como un reloj suizo. No hay trampa ni cartón.

  • La probabilidad de perder 1 vez es del 50% (muy alta)
  • La probabilidad de perder 2 veces seguidas es del 25% (alta)
  • La probabilidad de perder 3 veces seguidas es del 13% (importante)
  • La probabilidad de perder 5 veces seguidas es del 3% (no despreciable)
  • La probabilidad de perder 10 veces seguidas es del 1% (casi despreciable)
  • La probabilidad de perder 20 veces seguidas es del 0.0001% (casi imposible)

Es cuestión de esperar a que la mala racha se rompa. Y eso, tarde o temprano, siempre pasa.

Si tú duplicas tu apuesta cada vez que pierdes, en el fondo no pierdes (y si encima le sumas 1€ más, incluso ganas en la práctica). Cuando llega tu operación ganadora compensas todas las pérdidas y te embolsas tu apuesta base de 1€.

Tiene un problemilla …

Funciona en la teoría, pero en la práctica, cuesta implementarlo:

Pongamos que apuestas 1€ cada 5 minutos. Con este sistema infalible ganas 12€ por hora. No es mucho (¡y menos si pensamos que esto es antes de impuestos y gastos imaginarios de montar tu negocio Martingala!)

He supuesto que juegas durante 10 horas seguidas sin descanso, 22 días laborables al mes, pero que gastos varios de tu negocio e impuestos se llevan la mitad de lo que ganas. Así pues, te ganas unos 1300€/mes.

La probabilidad de pillar una mala racha de 20 en contra es bajísima, pero ¿sabes cuánto dinero tienes que apostar a esas alturas (recuerda que cada vez que pierdes, aumentas mucho la apuesta para mantenerte en el juego y no perder)?

Más de 1 millón de euros.

¿Tienes más de un millón de euros para estar prácticamente seguro de que nunca te vas a arruinar y así poder jugar durante diez horas al día como un robot y llegar justito a fin de mes?

Necesitas más de un millón de euros y trabajar como un esclavo para rascar 1300€ al mes.

¿A que ya no gusta tanto?

Probemos una solución intermedia , menos extrema

Hagamos que tu apuesta base ya no sea de 1€, sino que es 5€.

Ahora ganas a la hora 60€ brutos (ya estamos hablando de algo más interesante).

Ponle que trabajas 4 horas al día (esto es más soportable).

Pongamos también que no eres tan exigente con el riesgo de ruina. Digamos que aceptas arruinarte 1 de cada 20.000 veces.

En promedio, tardas sólo año y medio en arruinarte con ese riesgo de ruina, y además implica tener un colchón para apostar (lo que se llama una barrera de absorción) de más de 100.000€.

Es decir, ese riesgo es demasiado alto. Necesitas aún más dinero para que puedas jugar durante algunos años y que sea muy improbable que te arruines.

Por echar una cuenta razonable, con el juego de la moneda, podríamos quedarnos con:

  • Tienes 1.300.000€
  • Apostando 5€ de base
  • Ganando 2600€/mes
  • Es muy raro que te arruines (Tiempo medio de ruina = 20 años. Aunque, ojo, que puede coincidirte mañana mismo).

El problema real de apostar a lo Martingale es que te quedas enseguida sin la capacidad de aumentar tu apuesta para no perder porque, si de verdad quieres no perder, tienes que poder aguantar rachas en contra enormes (necesitas mucho dinero como barrera de absorción) y apostar siempre muy pequeñito.

Ahora lo vemos en el trading

Para empezar, no es nada fácil que tengas un sistema con una tasa de aciertos superior al 50%. Y si no lo tienes, con Martingale, apaga y vámonos.

Por otra parte, hay comisiones de brokers, cánones de Bolsa y un sinfín de gastos que te obligan a hacer apuestas mínimas muy grandes (mucho mayores que de 5€). Un tamaño de operación en Bolsa mínimo podría ser 600€ (y eso sería para compensar las comisiones si acertamos de lleno en nuestra operación).

La realidad del trading es que no es aleatorio. Esto es una gran ventaja. Si somos buenos y sabemos detectar buenas ventanas de oportunidad (con alta probabilidad de éxito), podemos aplicar Martingale en momentos muy concretos.

¿Cuál es el riesgo ?

Que cuando perdemos, la única vez que perdemos, lo perdemos todo. Fulminamos nuestra cuenta de trading. Quedamos fuera de combate. Aniquilamos todos nuestros éxitos y esfuerzos acumulados durante tanto tiempo por aumentar la apuesta en aquellas operaciones en las que vamos perdiendo dinero.

En Bolsa, Martingale es un suicidio, porque nuestra misión última es hacer crecer el capital, no destruirlo.

No es que Martingale sea malo para el trading, es que no podemos darle cancha para que funcione porque nos falta dinero y paciencia para ello.

Si tuviera un trillón de euros, posiblemente operaría en Bolsa con una estrategia Martingale y arrasaría, porque mi riesgo de ruina sería ínfimo (si hago todas mis operaciones con cabeza, por supuesto). Pero, como no lo tengo, tengo que evitar caer en la trampa de Martingale.

Martingale en sí mismo no es malo. De hecho, si no hubiera gastos por operar y el mercado fuera un poco más predecible, lo lógico sería hacer siempre Martingale. (Al contrario de los casinos, por cierto, que siempre tienen juegos que favorecen estadísticamente a la casa, y enseguida te limitan tu apuesta máxima, lo que hunde tus probabilidades con Martingale).

Por eso, la estrategia que usamos y siempre usaremos como traders, ya sea en acciones, CFD, futuros, ETF, warrants, opciones binarias, FOREX, materias primas o cualquier otro mercado financiero será la estrategia Anti-Martingale que te dice que, si te va mal, apuestes cada vez menos y, si te va bien, apuestes cada vez más.

En la práctica, para un trader, Martingale es el demonio.

Pese a todo, Martingale se usa de forma muy lucrativa en los mercados

Martingale puede utilizarse como una enorme fuente de ingresos. Hay una manera de ganar dinero con este sistema en los mercados financieros.

Pero esto, ahora que ya te he enseñado bien en qué consiste Martingale, te lo explico otro día. No quiero sobrecargarte con demasiado material junto.

Martingale da mucho (muchísimo) dinero si se sabe emplear bien.

Obligación moral

Mi obligación como formador es hacer llegar esto y proteger a mis alumnos, a mis amigos y a quien se pueda beneficiar de mi trabajo.

Hay muchos miles de personas arruinadas (y familias destrozadas) por haberse metido en un terreno resbaladizo. Ya ves que poniendo un poco de estadística y lógica todo cuadra, pero no todo el mundo sabe esto cuando empieza.

Tu obligación como conocedor de lo que te he mostrado es darle vida a este artículo comentándolo y difundiéndolo allí por donde pases (especialmente por donde pases en internet).

Te lo pongo fácil con los botones de Me gusta, Twitter y demás; pero recuerda que siempre puedes copiar el enlace de este artículo y pasárselo a tus amigos.

Como ganar en la ruleta? — Trucos para ganar dinero en la ruleta.

El Sistema Martingale es el sistema de ruletas más conocido y es tan bien el más intuitivo

El Sistema Martingale comenzó en el siglo XVIII en Francia, aunque la gente de entonces se refería al mismo como Doble o Dejarlo.

Prueba la estrategia de ruleta Martingale, el sistema más popular de doblarse o dejarlo

Es probablemente la más conocida del mundo de la ruleta, la Martingala defiende doblar las apuestas tras perder en un juego donde las posibilidades son el

50. De esta manera la primera vez que se ganara recuperaría las que se han perdido previamente, y daría un pequeño beneficio al jugador.

Su principal ventaja es intuitiva. En un juego de ruleta básico estás apostando a un color. Tu color o gana o pierde, no hay otras posibilidades. Si sólo apuestas a un color y doblas tu apuesta hasta que ganes, la probabilidad dice que aumentarán tus posibilidades de ganar. Si sigues doblando la apuesta cuando finalmente ganes, todas tus pérdidas podrían verse recuperadas.

Sin embargo la estrategia Martingala tiene un par de desventajas. La primera, la probabilidad no se ajusta siempre a la realidad. Sólo porque tengas un alto nivel de probabilidades estadísticas de que salga negro tras cuatro bolas que han caído en el rojo no quiere decir que vaya a caer esta quinta vez en el negro… ¿verdad?

Otra desventaja de esta estrategia es que puedes llegar a alcanzar el umbral máximo de apuesta tras varias veces perdiendo. En cuanto este momento llega, estás en rojo, incluso aunque ganes. Necesitarías contar con recursos infinitos para poder seguir haciendo apuestas más grandes que te ayudaran a recuperar tus pérdidas

Veamos ahora la Estrategia Martingale en diferentes pasos

1. Encuentra una mesa de ruleta con una apuesta mínima baja y una apuesta máxima alta. Si quieres empezar poco a poco y tener la oportunidad de doblar tus apuestas perdidas hasta casi el infinito necesitas entrar en este tipo de mesa de ruleta.

2. Apuesta una pequeña cantidad al rojo o al negro, pares o impares, 1-18 o 19-36. Las mesas americanas de ruleta tienen 37 casillas (incluyendo al cero), lo que significa que la bola tiene la misma probabilidad de caer al rojo o al negro, a pares o impares o en números pequeños (1-18) que en los grandes (19-36). Para este ejemplo, asumamos pues que tu apuesta va a ser rojo o negro. Aunque podríamos suponer que apostaras a pares o impares o a números entre 1-18 o entre 19-36.

3. Si ganas, te embolsas lo ganado y vuelves a apostar la misma pequeña cantidad. También puedes irte del casino, pero irse con 2€ en lugar de con 1€ tampoco es una gran satisfacción, ¿verdad? Aunque admitámoslo: es mejor que irse con 0€.

4. Si pierdes, dobla la apuesta y apuesta al mismo color. En otras palabras, si tu apuesta fue 1€ ahora debes apostar 2€. Si apostaste al negro, ahora debes apostar al negro de nuevo.

5. Si ganas en la segunda apuesta, te embolsas lo ganado y vuelves a empezar con la apuesta más pequeña con la que comenzaste. O te vas del casino. Si ganas entonces te llevas al menos tanto dinero como el que tenías antes de empezar a jugar.

6. Si pierdes, doblas tu apuesta y vuelves a probar.

7. Repite estos pasos hasta que pierdas todo lo que tienes o hasta que alcanzas la apuesta máxima de la mesa. Recuerda que esta no es una forma 100% fiable de ganar dinero, es sólo una forma de maximizar tus posibilidades en la mesa, aprovechando los peores resultados, las pérdidas, (para el jugador) que pueden ocurrir en el casino.

Usemos ahora un segundo ejemplo para ver como más detalle la Estrategia Martingale

Funciona doblando una apuesta siempre que pierdas, para que cuando (afortunadamente) ganes la siguiente vez, obtengas tu dinero de vuelta y estés en una situación positiva. Aquí tenemos un básico ejemplo:

1. Comienzas con un bankroll de 10€, y apuestas 1€ al rojo.

2. La bola cae en el color negro, así que te quedas con 9€. Doblas tu apuesta y apuestas 2€ al rojo.

3. La bola cae en el color negro de nuevo, así que te quedas con 7€. Doblas la apuesta y te juegas 4€ al rojo.

4. La bola por fin cae en el rojo, haciendo que ganes 8€. Añade esto a los 3€ que te quedaban y estás en positivo con 11€. Has ganado 1€, al igual que si hubieses ganado tu primer apuesta.

No es difícil encontrar el fallo en el sistema. Obviamente necesitas tener un gran bankroll para poder seguir usándolo, ya que una larga serie de pérdidas doblando la cantidad cada vez se comerían todos tus fondos.

A pesar de ello, la Martingale presenta una idea interesante. Supongamos que la juegas colocando una apuesta exterior al rojo cada vez al igual que se ha descrito arriba, pero vas a las mesas con un bankroll realista de 200€. Para que ese sistema fallase, tendrías que sacar el color negro en 7 tiradas, algo que es bastante difícil. Las probabilidades son de 0,5 a 6, o un 0,015625.

Esa es la mala suerte que tendrías que tener para quemar tu bankroll con el ejemplo de arriba, así que puedes ver su poder de atracción.

En este punto es probable que te preguntes que tiene que ver todo esto con la Estrategia Martingale. Después de todo, este sistema se basa en apuestas externas y es mucho más simple que este, hasta ahora no se ha pedido que dobles tus apuestas cuando pierdes y de hecho, eso es exactamente lo que se te pide que hagas cuando pierdas una ronda con el método James Bond.

Está claro que si juegas mucho la Martingale, tendrás más opciones de sufrir dicha quemadura. ¿Es así? Esto genera una cuestión muy interesante, en relación a las probabilidades condicionales que han traído por la calle de la amargura a los estadistas desde hace generaciones:

¿Afectan los eventos previos a los subsecuentes eventos? ¿Se supone que una ruleta va a hacer algo diferente en una tirada debido a que ha estado haciendo lo mismo en las últimas cinco? Si miras a las probabilidades de obtener seis colores negros seguidos en relación al resto de cosas que pueden suceder en 6 tiradas, la posibilidad es muy remota. Los cínicos te dirán que tiene el mismo número de probabilidades que cualquier otra permutación o combinación de resultados, pero existen muchos de esos otros resultados que podrían ocurrir, así que si para ti la ruleta es como un grupo de eventos individuales para cada tirada, entonces la Martingale podría atraerte.

Este enfoque también puede darse viendo cómo ves cada juego de patrones de Martingale que juegas: Un cínico dirá que por cada 1€ de beneficio medio que consigues jugando este patrón todo el rato, al final experimentarás una racha de pérdidas que acabará con tu bankroll. Aunque cada vez juegas las probabilidades siguen estando a tu favor, ¿así que quién tiene razón? La respuesta siempre será discutida en las siguientes décadas.

La estrategia de la Martingale es considerada la manera más popular de ganar

Así que, ¿vives el momento o miras las cosas con una visión más general? Si eres de los primeros, te encantará este sistema. También te podría gustar si estás entre medias, ya que la gran variedad en las cantidades que apostarás generarán unas fluctuaciones extremas en el tamaño de tu bankroll, algo que será como un entretenido tiovivo emocional durante tu sesión.

Si la Martingale es un poco demasiado exigente para tu cartera, pero aun así te gusta la idea, puedes jugar una versión reducida conocida como el Sistema D’Alembert; alternativamente también existe el Sistema Fibonacci, que se basa en recuperar las pérdidas y usa un método que no usa tu bankroll tan agresivamente.

La Martingale tiene diferentes versiones también. Existe la Martingale Inversa – que funciona apostando la mitad cuando pierdes en vez del doble, la Gran Martingale, y la Martingale Limitada.

Si eres un nuevo jugador y nunca has probado un sistema, puede que quieras probar la Martingale debido a su gran simplicidad. Si te preocupan las pérdidas, entonces pruébala primero en una sala de dinero ficticio para estar preparado cuando juegues con dinero de verdad.

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    Broker honesto!

Like this post? Please share to your friends:
Como ganar dinero con el tipo de cambio
Deja un comentario

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: